El anillo maldito (8) Helgi y Sigrún.

La muerte de Sigmund es vengada por su segundo hijo, Helgi, quien con tan sólo quince años mata al rey sajon Hunding, y a su hijos (entre ellos Lyngi). Helgi conoce luego a Sigrún, hija del rey Högne, rey de de Östergötland (reino en Suecia vecino de Götaland). Helgi se enamora locamente, pero la chica está comprometida con Höðbroddr, el hijo del rey Granmarr de Södermanland (otro reino vecino del anterior en Suecia). Antes de la boda, Helgi invade el reino de Granmarr y mata a todos los presentes (novio y familiares de ambos lados).

Sólo deja vivo a Dagr, hermano de Sigrún, con la condición de que le jure lealtad. Pero Dagr apenas ve la oportunidad lo asesina, vengando la muerte de su padre y hermanos. Contándole luego lo ocurrido a su hermana. Sigrún maldice a su hermano; Dagr termina sus días exiliado en los bosques comiendo carroña. Sigrún entierra a Helgi, y lo llora desconsolada. El fantasma de su amado se le aparece todo sangrante y este le pide a la chica que deje de llorar, ya que cada lagrima se le clava como un puñal en su espíritu. La chica deja de hacerlo con la esperanza de volver a verlo. Pero eso no volverá a ocurrir. Ella morirá poco después de pena.

Los comentarios están cerrados.