Dragones eslavos (7) Zilant, Ajdaha-Yilan

El Zilant es una criatura legendaria, algo entre un basilisco o cockatrice y un dragón wyvern heráldico. Esta serpiente alada es parte del folklore tártaro y ruso, y es mencionada en las leyendas acerca de la fundación de la ciudad de Kazán. La imagen del Zilant entre los ciudadanos de Kazan está influenciada por la cultura occidental moderna y muchos ciudadanos imaginan al Zilant como un clásico dragón heráldico o como el dragón como se muestra en las películas (dragón escupe fuego de cuatro patas y dos alas). Pero la raíz  de su nombre deriva de la transcripción de la palabra “serpiente” desde la fonética inglesa al ruso.

Para los tártaros se trata de una criatura repulsiva, comparable a los dragones europeos y al dragón persa, los tártaros con frecuencia se refieren a esta criatura con la palabra persa Ajdaha (dragón) llamándolo Ajdaha-Yilan (serpiente-dragón), y según las creencias del Ural, cualquier serpiente que sobrevive más de cien años se convierte en un ajdaha. El Zilant/Ajdaha-Yilan debe distinguirse del Aq-Yilan o Şahmara (Serpiente Blanca), que es rey de las serpientes, puesto que dio consejo y ayuda a diferentes héroes épicos en sus batallas, a menudo dándoles regalos, por lo que Aq Yilan es más similar al dragón chino  que al occidental escupe fuegos.

Después del siglo XVI, los rusos adquirieron estas narraciones populares de los tártaros. Pero para los tártaros rusos de Kazan, el Zilant siempre tuvo  siempre connotaciones negativas, pues fue representado como un dragón heráldico más que como un dragón oriental. La mayoría de las leyendas relacionadas con Kazan son contradictorias, y el Zilant no es ninguna excepción. Existen numerosas variantes folklóricas. Entre ellas se narra que  una hermosa damisela contrajo matrimonio con un habitante del Antiguo Kazan. Como debía ir a buscar agua al lejano río Qazansu, se quejó al khan local –autoridad gubernamental– porque su ciudad tenía una localización incómoda y precaria. La joven aconsejó mudar la ciudad hasta la cercana colina de Zilantaw, y el khan aceptó el consejo. Sin embargo, la colina estaba infestada de serpientes y el líder de las serpientes era una serpiente gigante dotada de dos cabezas,  era un auténtico Zilant. La mayoría de las víboras se alimentaban de ratones entre hierbas, las más grandes (dragones serpientes) buscaban jóvenes vírgenes rusas para engullirlas. Un mago aconsejó al khan que mandara construir un cerco de madera y lo rellenara de paja en la colina. Las serpientes se refugiaron en la paja apenas llegó el invierno. Entonces, los habitantes aprovecharon para incendiar su madriguera y quemaron a todas las serpientes, e incluso abrasaron involuntariamente un sector de la nueva ciudad. Pero la gigantesca serpiente de dos cabezas logró refugiarse en el lago Qaban. Según cuenta la historia, todavía habita las aguas del lago y, cuando tiene ocasión, toma venganza contra los ciudadanos.

Después de la conquista de Kazan en el año 1552, Iván el Terrible adoptó esta imagen. La temprana iconografía rusa representa a Zilant con una sola cabeza, dos piernas de pollo, cuerpo de pájaro y cola de la serpiente. Es  más la representación de un Cocatriz o Basilisco que de un dragón. En 1730, un decreto real estableció que el Zilant debía ser colocado en el escudo de armas del Gobierno de Kazan. Cabe destacar que en este decreto, el Zilant fue caracterizado como una serpiente negra, coronada con la corona dorada de Kazan, con alas rojas sobre un fondo blanco. La imagen de Kazan fue luego imitada en el escudo de armas del Imperio Ruso y más tarde se fue incorporando a los escudos de muchas ciudades búlgaras, rusas y turcas. Después de la Revolución Rusa de 1917, el Gobierno socialista lo suprimió junto con todos los emblemas imperiales que mostraban la iconografía del dragón Zilant. Décadas más tarde, se intentó la restauración de la imagen del Zilant como símbolo de la ciudad, pero muchos  se opusieron a la reincorporación por considerarlo un signo malvado de agresión, y un acto despectivo hacia los  pueblos tártaros y hacia sus estados. También porque el Zilant pudiese ser identificado como el dragón asesinado por San Jorge, presente en las representaciones de la bandera y en los emblemas moscovitas, ya que según la imagen popular, San Jorge simboliza a Moscú y la Rusia cristiana, mientras  que el dragón simboliza a la ciudad de Kazan y al islam. En el año 2005 la serpiente  Zilant fue adoptada nuevamente como símbolo de la ciudad de Kazan.

Los comentarios están cerrados.