Fantasmas de Hollywood (4) El fantasma de Marilyn Monroe

Marilyn Monroe (1926 – 1962), nacida como Norma Jeane Mortenson y bautizada como Norma Jeane Baker, fue una modelo y actriz de cine estadounidense. Con el paso del tiempo, llegó a ser una de las actrices más famosas de Hollywood y uno de los principales símbolos sexuales de todos los tiempos.

Comenzó su carrera como modelo fotográfica y a partir de 1946 comenzó a interpretar pequeños papeles en películas de bajo presupuesto. Su reconocimiento mundial comenzó a desarrollarse después de que protagonizara el musical “Los caballeros las prefieren rubias” (1953) y apareciera en el número inaugural de la revista Playboy. Interpretó papel principal en comedias, y gracias al éxito taquillero de estas películas, comenzó a ser considerada como una de las actrices más rentables de la industria cinematográfica.

Fue considerada una de las mujeres más atractivas de la historia del séptimo arte. Estuvo casada con el jugador de béisbol Joe DiMaggio, en 1954, y luego con el dramaturgo Arthur Miller, entre 1956 y 1962. Monroe falleció el 5 de agosto de 1962 a causa de una sobredosis de barbitúricos, en circunstancias nunca esclarecidas. La primera hipótesis que barajó la justicia estadounidense fue la de suicidio, pero ésta nunca pudo ser corroborada.

El 8 de agosto, Joe DiMaggio, realizó el funeral en privado. Lee Strasberg pronunció las siguientes palabras de despedida: «No puedo decirle adiós a Marilyn, nunca le gustaba decir adiós. Pero, adoptando su particular manera de cambiar las cosas para así poder enfrentarse a la realidad, diré ‘hasta la vista’. Porque todos visitaremos algún día el país hacia donde ella ha partido». Sus restos se encuentran en el Cementerio Westwood Village Memorial Park de Los Ángeles, California.

Cuenta María Elena Cros lo siguiente:

Los biógrafos de la actriz Marilyn Monroe coinciden en que durante su paso por la vida, la actriz demostró un interés profundo en los fenómenos paranormales y mantuvo sus contactos con astrólogos y psíquicos hasta el final. —Cada vez que Marilyn necesitaba consejos psíquicos y ayuda espiritual, venía a verme, y eso ocurrió Dios sabe cuántas veces antes de su tránsito a la otra vida, en 1962—. comenta el psíquico Kenny Kensington.

Hoy todo indica que el interés en lo oculto de la actriz de Los caballeros las prefieren rubias continuó más allá de la muerte. Muchos dicen haber visto su fantasma en el Hollywood Roosevelt Hotel, donde se alojaba a menudo y su imagen se ve reflejada en el espejo que colgaba en su suite al lado de la piscina, y que hoy se encuentra en el lobby junto a los elevadores. Su espíritu aparece también flotando cerca de su tumba en Westwood Memorial Cemetery. y vagando por el apartamento donde pasó sus últimos días.

En 1999, cuando la casa de subastas Christie’s abrió una exposición del contenido de este apartamento, se comentó en New York, que el espíritu de su segundo esposo, Joe DiMaggio, estaba presente. Por esos días apareció en la prensa: “Más de un espíritu ronda la exhibición de Christie ‘s en el Rockefeller Plaza. El fantasma de Marilyn no se mueve de allí. En la noche se ve suplicando entre gemidos que no vendan su ropa”.

__________________________

Fuente (texto original): Revista Vanidades – Año 48 – Número 7 – pag 66-69 -Venezuela – 2009

Otras fuentes (texto original): Marilyn Monroe

Los comentarios están cerrados.