Sedna, el planeta desterrado

Sedna (90377 Sedna / 2003 VB12) es un objeto trans-neptuniano, descubierto el 14 de noviembre de 2003 cuando se acercaba a su perihelio; a una distancia de unas 90 UA, unas tres veces más lejos del Sol que Neptuno y ahora se acerca a su perihelio de 76 UA (2,5 veces la distancia de Neptuno al Sol), al cual llegará entre 2075 a 2076 (aún no se ponen de acuerdo en la fecha y apuntara hacia 5° Cáncer); su afelio es de una 996 UA; 33 veces el radio orbital de Neptuno; que lo convierte en uno de los objetos más distantes del Sistema Solar y que no es un cometa. Sedna tarda unos 12400 años en completar una órbita, cuya excentricidad es una de las más grandes (0,86). La última vez que Sedna visitó al sol, la Tierra salía de su última era glaciar.

Con aproximadamente dos tercios del tamaño de Plutón, unos 1400 km, Sedna en teoría es lo suficientemente grande para ser redondo por su propia gravedad, por lo que califica como un planeta enano en las definiciones actuales. La composición de la superficie de Sedna es similar otros objetos transneptunianos, que en gran medida una mezcla de agua, metano y nitrógeno, con una de las superficie más rojas en el Sistema Solar, comparable con las de los centauros Folo y Asbolo; así como con Plutón, Caronte y la luna Tritón. Es su composición lo que apoya a muchos en señalar que Sedna se trata de un objeto del cinturón de Kuiper que salió de su órbita por efecto de la influencia de Neptuno; otros señalan que como su perihelio esta a 2,5 veces de Neptuno, este planeta no pudo afectarlo tanto; y podría ser un objeto de la nube Oort (de donde son los cometas de periodo largo) y que se extiende hasta un año luz del sol (unas 63000 UA), o incluso podría ser un objeto capturado por el Sol, afectado por otro cuerpo mayor todavía desconocido aún en la nube Oort (el hipotético Némesis), haber sido afectada por otro sol, o incluso haber venido de otro sistema solar.

Su descubridor, Mike Brown, señalaría de Sedna: —Nuestro nuevo objeto descubierto esta en el lugar más frío y más alejado del Sistema Solar—; y propondría el nombre de Sedna, la diosa inuit (esquimal) del mar, que se cree a vivía en lo más profundo del frío Océano Ártico. Este nombre no tuvo competencia y fue aceptado por la Unión Astronómica Internacional.

El mito del pueblo Inuit (esquimales) señala que una hermosa joven vivía solitaria con su padre viudo. Cuando tuvo la edad suficiente, todos quisieron desposar pero ella no quería a ninguno. Sin embargo, un día vio aparecer en el horizonte un barco, cuyo capitán, un apuesto extranjero, la sedujo y se marchó con ella a una isla lejana. Pronto descubrió la joven que el capitán era en realidad un chamán (brujo). Después de un tiempo, su padre oyó quejidos más allá del mar, era su hija arrepentida, desesperada al conocer la identidad de su amado, pues estaba siendo maltratada. Embarcó entonces su padre sobre su kayac (canoa/bote) para ir a buscarla y rescatarla, tras encontrarla se hizo a la mar con ella.

Viendo a Sedna huir, el chamán, desencadenó una furiosa tempestad. El padre de Sedna, atemorizado pensó que era voluntad del mar quien reclamaba a su hija, y la lanzó a las violentas olas. [Algunas versiones cuentan de que Sedna se relacionaba con perros —si nos entendemos—, o que el chaman se transformaba en perro (una forma de licantropía) y su padre asquedao la subió a la canoa para botarla al mar en castigo]. Pero Sedna logró salir a la superficie, e intentó aferrarse al borde del barco. Como ponía la embarcación en peligro, el padre cortó los dedos y manos a su hija con un hacha, Así el océano se calmó de la furia desatada por el chamán, y Sedna se hundió en el fondo, donde todavía reside como la diosa del mar y de tanto en tanto castiga a los hombres enviándoles tormentas; un recuerdo por el maltrato que recibiera por parte de su padre y del brujo; que la ha hecho muy caprichosa.

Los mitos dicen que sus dedos se transformaron en peces, focas, morsas, ballenas y otros animales marinos; y es ella quien los protege; y cuando no es aplacada en su caprichos y furia, oculta y guarda los animales, provocando hambre entre los hombres. Cuando esto ocurre los chamanes han de ir a buscar a Sedna. Señalan los mitos que los pecados caen al mar y estos se acumulan como grasa en el pelo de Sedna; debe el chaman peinar y trenzar los cabellos de la ahora bruja del mar; ya que ella no tiene dedos y manos para hacer ello; en agradecimiento por esta tarea, Sedna libera a los animales y la humanidad vuelve a comer.

El mito nos indica que Sedna astrológicamente parece señalar al mar y la vida marina, la red de la vida, la naturaleza, la extinción y la conservación; pero también: la rabia, la vanidad, el narcisismo, el engaño, los lugares desconocidos o remotos, la soledad, las enfermedades de las manos, artritis entre otras. En aspectos positivos podemos mencionar al perdón, la libre voluntad de elección, y ser responsable y consciente de ello.

Sedna tiene un componente femenino receptivo en su naturaleza, trata de acoplarse a los elementos de su entorno; es muy diferente a la fuerza masculina de Neptuno, que se sintoniza con los componentes del medio ambiente y trata de reforzar en ellos sus cualidades propias. Sedna representa la capacidad de relacionarse con todo lo que es muy diferente de uno (especie, raza, edad, cultura).

Los comentarios están cerrados.