Radamanto (Rhadamanthus), el planeta que busca la verdad

Radamanto (38083 Rhadamanthus / 1999 HX11), fue descubierto en 1999 y en su momento fue considerado un miembro de la categoría de los plutinos, por ello su nombre hace referencia a un mítico juez de los infiernos. Hoy se le ubica como otro objeto no resonante del cinturón de Kuiper, clasificado simplemente como un TNO (Objeto Trans-Neptuno); con un periodo 242 años; muy cercano a una resonancia 3:2 con Neptuno; lo que le valió esa primera clasificación. Radamanto tiene un diámetro cercano a los 200 km; su perihelio es de unas 33,2 UA y su afelio de unas 45,3 UA. Su perihelio se ubica al iniciar su paso por Géminis y su último paso por el ocurrió a finales de junio de 1948; eventos importantes en esas fechas tenemos: el Rey de Inglaterra renuncia al título de emperador de la India, el bloqueo a Berlín da inicio a la Guerra Fría, Yugoslavia se separa de la URSS y se patenta el transistor. En el momento de su descubrimiento en 1999 se encontraba iniciando su paso por Libra. Su órbita tiene una excentricidad de 0,16 y una inclinación sobre la eclíptica de unos 13°. Se encuentra con Neptuno cada quinientos años aproximadamente; el último encuentro ocurrió a fines de 1809 hasta inicios de 1810 entre 7° a 9° Sagitario, y como cosa extra también entraron en conjunción por esas fechas Saturno y Neptuno; ese fue el año que los países iberoamericanos iniciaron la lucha de su independencia de España.

En el mito Radamanto era hijo de Zeus y Europa, fue hermano de Minos, el rey de Creta y Sarpedón. Europa era la princesa fenicia de Tiro que terminaría dando su nombre al continente europeo. Según la leyenda, Zeus estaba enamorado de Europa y decidió seducirla o violarla, siendo ambas versiones casi equivalentes en la mitología griega. Zeus se transformó en un toro blanco y se mezcló con las manadas del padre de la chica. Mientras Europa y su séquito recogían flores cerca de la playa, ella vio al toro y acarició sus costados y, viendo que era manso, terminó por subir a su lomo. Zeus aprovechó esa oportunidad y corrió al mar, nadando con ella a su espalda hasta la isla de Creta. Entonces reveló su auténtica forma y tuvo el acto amoroso respectivo. Zeus le dio tres regalos: Talos, un autómata de bronce; Laelaps, un perro que nunca soltaba a su presa; y una jabalina que nunca erraba. Más tarde Zeus recreó la forma del toro blanco en las estrellas que actualmente se conocen como la constelación Tauro, es por ello que tauro se vincula con los románticos y su planeta regente es Venus.

El rey fenicio Agénor que gobernaba Tiro mandó a sus hijos: Cílix, Cadmo, y Fénix, y su esposa la reina Telefasa, que estaba embarazada, a buscar a Europa, con orden de no volver al reino, bajo pena de muerte, sin haber antes encontrado a Europa. Todos juntos comenzaron un largo viaje por mar hacia el Este, siguiendo la dirección que había tomado el toro. Fénix fue el primero en abandonar la búsqueda y fundó su reino junto al de su padre y lo llamó Fenicia, actualmente Líbano. Siguiendo la costa, continuaron hacia el norte y Cílix, el mayor, agotado, le pidió a su madre que abandonara el viaje y se quedara con él allí. Ella se negó, continuando la búsqueda y Cílix abandonó el viaje y fundó Cilicia (donde hoy es Armenia). Poco más adelante murió Telefasa al dar a luz a Fineo, este permaneció en Tracia (donde al sur de los balcanes, donde limitan Grecia, Bulgaria y la Turquía europea) y se volvió rey de la región. Cadmo cruzó al continente llegó a Grecia y el oráculo de Apolo le dijo que dejara la búsqueda y donde los dioses de indicaban construir su reino; tras seguir a una vaca, matar a un dragón —mascota del dios Ares—, y desposar a Armonía, la hija del dios Ares con Afrodita, Cadmo fundó finalmente la ciudad que fue llamada luego Tebas.

Por su parte Europa tras llegar a Creta fue desposada por Asterión, rey de la isla, quien adoptó los tres hijos engendrados por Zeus: Minos, Radamanto y Sarpedón. Y aunque la mayoría de las versiones le niegan descendencia propia a Asterión, algunos le atribuye la paternidad de Creta, una supuesta esposa de Minos. Sarpedón se levantó contra el rey Asterión y entonces fue desterrado por Minos. Sarpedón buscó refugio con su tío, el rey Cílix, en Cilicia. Combatiendo al lado de su tío, Sarpedón conquistó la región de Licia (sur este de Anatolia / Turquía) y allí gobernó como rey.

Tras la muerte del padre adoptivo Radamanto gobernó Creta antes que Minos, y dotó a la isla de un excelente código de leyes. Expulsado de Creta por su hermano Minos, que estaba celoso de su popularidad, huyó a Beocia, donde se casó con Alcmena, princesa de Micenas, madre de Heracles, que había sido expulsada por su esposo Anfitrión al conocer su infidelidad. A Radamanto se le tachó de inflexible e integro; por ello fue convertido en uno de los jueces de los muertos en el Hades, junto con Éaco y su hermano Minos. Se suponía que juzgaba las almas de los orientales (asiáticos y africanos), mientras Éaco hacía lo propio con los occidentales (europeos), teniendo Minos el voto decisivo en caso de indecisión.

Aunque es creencia popular que Dante hizo a Radamanto uno de los jueces de los condenados en la parte del Infierno de La divina comedia; en realidad Dante solo coloca como Juez a Minos, omitiendo por completo a Éaco y Radamanto. Sin embargo, Virgilio hace una breve descripción de las funciones de Radamanto como Juez de las sombras en la Eneida:

«El cretense Radamanto ejerce aquí un imperio durísimo. Indaga y castiga los fraudes y obliga a los hombres a confesar las culpas cometidas y que vanamente se complacían en guardar secretos, fiando su expiación al tardío momento de la muerte. Al punto de pronunciada la sentencia, la vengadora Tisífone (una Furia), armada de un látigo, azota e insulta a los culpados, y presentándoles con la mano izquierda sus fieras serpientes, llama a la turba cruel de sus hermanas (el resto de las furias)».

Astrológicamente, Radamanto parece funcionar como un juez que actúa como un administrador de justicia, justo, modesto y autocrítico. Radamanto, parece tener una conexión con las cosas originadas en Asia (incluyendo el cristianismo, que se originó en lo que hoy es Israel), y también parece estar relacionado con las creencias que quedan fuera de la corriente principal.

Radamanto tiene la capacidad de entender algo de otra persona, es un experto en el interrogatorio de los sujetos y tiene la capacidad de evaluar la pertinencia de los contenidos durante una entrevista o durante una prueba. El tema principal de Radamanto es obtener la verdad acerca de algo que se dejo en el pasado. Radamanto promueve una mente abierta, justa y sin prejuicios, ver el todo de la imagen, recuerda aquí a los celebres personajes Hércules Poirot y Jane Marple de Agatha Christie, o al más famoso detective de ficción: Sherlock Holmes de Arthur Conan Doyle; capaces de ver la verdad entre tantas versiones distintas que se muestran. En su aspecto negativo puede volverse critico y condenatorio; se siente perseguido y persigue; y sus acciones como juez terrible se reflejan en su símbolo, que hace referencia a la soga de un verdugo.

Los comentarios están cerrados.